Ruta CHAÑARAL, Región de Atacama

Valor Ambiental

Flora

Fauna

Relieve

Agua


Valor Escénico

Color

Formas

Texturas


Valor Cultural

Tecnológico

Histórico

Arqueológico

Inmaterial

Pueb. Orig.

Coordenadas: 26° 11' 49" S - 70° 38' 15" O

Altitud: 135 m.s.n.m.

El sitio denominado Quebrada Castillo se localiza al interior del Parque Nacional Pan de Azúcar a aproximadamente 23 kilómetros al norte de la ciudad de Chañaral. Para acceder a este sitio de debe transitar por la ruta de bischofita C-120 la cual conecta Chañaral con el Parque Nacional, este camino se encuentra en buen estado y es posible transitarlo utilizando todo tipo de vehículos. Al llegar a la entrada sur del parque (Acceso Cabo Falso) se puede observar un gran cono aluvional que se expande desde los límites del farellón costero de la Cordillera de la Costa hasta la línea de costa y que concentra una gran distribución de Copiapoas.

A pocos metros, se encuentra debidamente señalizado el acceso a la Quebrada, se puede ingresar a través de vehículo motorizado (4x4) o en bicicleta por un camino de tierra hasta el punto de inicio del sendero. Aquí, se encuentra una zona de estacionamiento y un módulo informativo, que al igual que en diversos puntos del parque, explica a través de mapas y paneles infográficos los atractivos de los sitios y sus formas de acceder. El sendero se interna en la quebrada, permitiendo observar diversas especies del desierto costero en un recorrido aproximado de 2 horas ida y vuelta.

La especie más representativa de este sitio es la Copiapoa cinerascens, la cual tiene una distribución aproximada de 345 km2, siendo este Parque Nacional el principal punto de localización además de la quebrada de Paposo en Tal tal (II Región). Esta especie es endémica del Norte de Chile (Squeo et al. 2008) y crece en planicies áridas costeras y colinas bajas en medio de una rica vegetación de cactus en suelos minerales arenosos cubiertos por piedras ocre. Se localiza debajo de la línea de niebla, por lo que logra interceptar la escorrentía de agua de lluvia desde las laderas superiores (Llifle 2018).

Irónicamente, la principal amenaza que presenta esta especie es justamente el turismo. Los visitantes del P.N. Pan de Azúcar son los principales responsables del daño a estas plantas, causando una disminución continua en el número de individuos maduros. Debido a esto, la especie figura como en peligro de extinción (IUCN 2018).